no indulta

Odio las elecciones

Publicado: 2011-04-24

Por: Viana Rodríguez Escobar

Hace unas semanas se llevó a cabo la primera vuelta de las elecciones presidenciales de Perú. Lo más llamativo que sucedió, y que ha sido objeto de análisis en diversos artículos y en las redes sociales, fue que estas elecciones sacaron lo peor de muchos: comentarios inapropiados, peleas públicas, gente que borró a sus amigos de la infancia del Facebook, etc.

Yo soy partidaria de no politizar mi Facebook, sin embargo, hace unos días, se armó un revuelo por una caricatura que decía ser de Carlos Tovar (Carlín) y me pareció que era un excelente ejemplo para mostrar diferentes violaciones al Derecho de Autor. Entonces, cometí el craso error de colocarla en mi muro del Facebook, para quitarla media hora después, al ver que la cosa se ponía más política que educativa.

La caricatura era esta:

Sin embargo, lo que nadie leía era lo que lo acompañaba:

La caricatura de Rosa María Palacios, periodista peruana, vestida con los colores e insignias fujimoristas no había sido hecha por Carlín, sino que era una mezcla de las siguientes, realizada por una tercera persona no identificada:  

                                                                                  

En el supuesto que Carlín decidiera denunciar a este anónimo destructor de caricaturas, tendría dos argumentos de peso:

El derecho de paternidad de la obra que determina que el autor tiene el derecho a ser reconocido como tal. En este caso, la caricatura “trucada” llevaba la firma de Carlín y sé de buena fuente que eso lo molestó muchísimo. Y ¿a quién no? Atribuirle a alguien la paternidad de una obra que no es suya, puede afectar la reputación del autor.

El derecho de integridad de la obra (obras, en este caso) le otorga al autor la facultad de oponerse a toda deformación, modificación, mutilación o alteración de la misma. Aquí está clarísimo que tijeretear (digitalmente) dos caricaturas y armar un “frankenstein” atenta contra la integridad de las dos obras de Carlín que fueron modificadas.

Espero que esto sea lo más cercano que llegue este blog a discutir sobre política, porque es el único espacio que me queda para no sentir ni miedo ni tristeza.


Escrito por


Publicado en