¿El maoísmo de Sendero?

Publicado: 2012-02-24

Sobre la génesis del movimiento terrorista Sendero Luminoso se ha analizado y escrito bastante. Y se ha señalado, con acierto, la interpretación deformada de sus fuentes como el marxismo, el leninismo o el maoísmo para ajustarlas y someterlas a un único formato de análisis y accionar: el tenebroso pensamiento Gonzalo.

Muestra de ello, y para tomar un breve ejemplo, se puede recurrir al siguiente párrafo perteneciente al libro rojo “Citas del Presidente Mao Tsetung”, libro de cabecera de Sendero y una de sus principales guías de adoctrinamiento:

“Las Tres Reglas Cardinales y Disciplina son las siguientes:

1)      Obedecer las órdenes en todas las acciones.

2) No tomar a las masas ni una sola aguja ni una sola hebra de hilo.

3)      Entregar todas las cosas capturadas.

Las Ocho advertencias son las siguientes:

1)      Hablar con cortesía.

2)      Pagar con honradez lo que se compre

3)      Devolver toda cosa solicitada en préstamo.

4)      Indemnizar por todo objeto perdido.

5)      No pegar ni injuriar a la gente.

6)      No estropear cultivo.

7) No tomarse libertades con las mujeres.

8 ) No maltratar a los prisioneros.

(“Instrucciones del Alto Mando del Ejército Popular de Liberación de China sobre la nueva promulgación de las Tres Reglas Cardinales de Disciplina y las Ocho Advertencias” (10 de octubre de 1947), Obras Escogidas, t. IV)

La respuesta a la incongruencia entre las fuentes por las que decían regirse y su accionar real se puede resumir en una sola palabra: Lucanamarca.

Dice sobre Lucanamarca la CVR:

“Algunos sectores de la población de Huancasancos habían apoyado inicialmente a Sendero Luminoso. Sin embargo, a medida que la presencia de los subversivos dio lugar a una serie de abusos  contra la población, la propia comunidad se organizó para hacerles frente. Esto trajo como consecuencia que se produjeran diversos hechos sangrientos que finalmente desencadenarían en la matanza del 3 de abril de 1983 en  Lucanamarca”.

Y Sendero responde señalando que lo de Lucanamarca fue una “sanción ejemplar a la mesnada” (el insulto no es gratuito, es ideológico):

Frente al uso de  mesnadas  y  la acción militar reaccionaria respondimos contundentemente con una acción: Lucanamarca, ni ellos ni nosotros la olvidamos,

claro, porque ahí vieron una respuesta que no se imaginaron, ahí fueron aniquilados

más de 80, eso es lo real; y lo decimos, ahí hubo exceso, como se analizara en el año

83,  pero  toda  cosa en la vida tiene dos aspectos: nuestro problema era un golpe contundente para sofrenarlos, para hacerles comprender que la cosa no era tan fácil; en algunas ocasiones, como en ésa, fue la propia Dirección Central la que planificó la acción y dispuso las cosas, así ha sido (...)ahí lo principal fue hacerles entender que éramos un hueso duro de roer, y que estábamos dispuestos a todo, a todo(...)

¿Izquierda, comunismo, socialismo, marxismo, leninismo, maoísmo, o solo Pensamiento Gonzalo? Finalmente una secta mesiánica que utilizó excusas de cambio político -mal interpretadas adrede- para erigir a su líder en medio de la sangre y la pólvora.

Aclaración (sábado 25 feb)

Gustavo Faverón, a través de un comentario, me hace notar un vacío en este post.

Vale señalar que fue el mismo Mao Tsetung el primero en contradecir su libro rojo, siendo el autor de la desaparición de millones de inocentes bajo una ideología que tenía a la violencia como principal filosofía para llegar al poder. Este post muestra un documento con las supuestas "reglas de acción" con que Sendero -inicialmente- pretendió seducir y adoctrinar a jóvenes de los lugares más remotos, donde, obviamente, no llegaban otras noticias, análisis reales ni formas de debate.